La figura de una doula

¿Qué es una doula?

¿Has oído hablar alguna vez del término doula? ¿Sabes lo que es? Una doula está muy relacionada con los embarazos porque se trata de una mujer que sirve de apoyo emocional y físico durante el embarazo, el parto y el postparto, siempre en base a las decisiones del personal médico así como de los padres.

La función que tiene una doula suele basarse en dar mayor confianza a la embarazada durante todo el proceso para que sienta que no está sola en ese momento. De hecho, entre las tareas que tiene están:

  • Durante el embarazo:

    • Comentar las dudas y temores que pueden surgir con respecto no solo al embarazo, sino también al parto y al postparto. Es importante esto porque ayudará a que el embarazo se lleve de manera tranquila y que ambos padres, o la madre sola, se sienta mejor.

    • Ayudar a preparar el parto y a que se ejercite la madre para tal fin.

  • Durante el parto:

    • Podrá acompañar en el parto para dar apoyo emocional. Esto ya dependerá un poco de los médicos, de si dejan entrar a más personas o solo al padre pero, en general, pueden permitirlo.

    • Propondrán posturas que ayuden a aliviar el dolor del parto pero, en última instancia, siempre será el médico el que tenga la última opinión con respecto a las posturas.

    • Se encargará de que el ambiente sea el que deseaba la madre, ya sea con las luces, la música, etc. siempre y cuando el personal sanitario se lo permita en caso de estar en un hospital.

  • En el postparto:

    • La madre tendrá un apoyo para que la lactancia materna salga adelante.

    • Estará al lado de la madre para resolver dudas o aliviar tensiones que pueden surgir debido a los miedos o a dudas que surgen con la llegada de la nueva vida.

    • Ayudará a los padres a cuidar de manera adecuada al bebé.

Como ves, una doula suele ser muy beneficiosa en los embarazos aunque es una figura que no muchas personas conocen. Entre los beneficios que tiene están:

  • Los partos son más cortos porque se prepara a la madre casi desde el principio. De hecho, hay un 50% menos de cesáreas (que, aunque se cree que son formas de nacer más rápidas y menos dolorosas, lo cierto es que el niño sufre mucho más que si recorre el canal del parto natural).

  • Se utiliza menos medicación para el dolor. No solo epidural, sino también oxitocina, analgésicos, etc. Esto es debido a que la madre sabe lo que va a pasar y está tranquila, tanto que puede aguantar mejor los dolores del parto.

  • Hay un mejor vínculo con el bebé.

  • Hay un menor riesgo de la depresión postparto porque, en realidad, la madre entiende que hay una persona a su lado que puede ayudarla en lo que necesite y que puede pedirle consejo en todo lo que respecta, ya no solo a su bebé, sino a ella misma.

Sin comentarios todavía

Deja un comentario