Elegir una tablet

 

Elegir una tableta

En muy poco tiempo, las tabletas se han convertido en una forma habitual de acceder a la información y de estar conectadas a internet: en terrazas y cafeterías, en parques, en la oficina, e incluso en las escuelas, las tablets están pisando fuerte y parece qué esta tendecia no hará más que aumentar en los próximos años. Si estás pensado en adquirir una tableta, tanto para uso profesional, como para ocio, puede que los siguientes consejos sobre como elegir una tablet te interesen.

¿Por qué una tablet?

A la hora de utilizar una tablet, encontramos muchas ventajas que reúnen en un solo dispositivo lo mejor de un portátil y de un smartphone, a la portabilidad de un portátil, la tablet le resta peso y espacio, convirtiéndola, por lo tanto, en un dispositivo mucho más fácil de transportar y de llevar, por ejemplo en el bolso, sin necesidad de tener que cargar con una bolsa adicional; además, su tamaño hace posible que no tengamos que apoyarnos en una mesa para utilizarla, lo que significa más libertad para trabajar desde cualquier lugar. Muchas ahora estaréis pensando que hasta aquí, un móvil presenta las mismas ventajas, sin embargo, hay algo más que hace de la tablet un dispositivo útil, y es que, mientras un móvil normal tiene un tamaño de pantalla de 3″, las tabletas tienen , como mínimo 7″ de tamaño de pantalla, ello mejora notablemente la capacidad de trabajar y acceder a la información, ofreciendo una mayor visibilidad.

¿Cual es la mejor?

No vamos a entrar en discusiones sobre qué marca es la mejor, ese detalle lo dejo en manos de la compradora, lo que a continuación voy a hacer es analizar la importancia de algunos aspectos que se deberían tener en cuenta a la hora de elegir una tablet:

  • Puerto USB. Muchos de estos dispositivos no tienen un puerto de USB, lo que si ofrecen es la posibilidad de conectar un cable con un puerto USB, no es mala opción si usas poco este tipo de entrada, pero siempre será mejor que, por lo menos, tenga una entrada USB. Puede que la uses poco, pero ¿Quién nos asegura que el día en que lo necesitemos seamos capaces de encontrar el cable en nuestro bolso?
  • El tamaño. Elegir entre una tablet de 7″ o de 10″ dependerá principalmente del uso que queramos darle, es indiscutible que la información se verá más clara y rápidamente en una pantalla de mayor tamaña, y que además en ellas se trabaja mejor, pero mayores dimensiones significan también menos portabilidad.
  • Pantalla. Al igual que en el apartado anterior, aquí depende mucho de la usuaria, elegir una u otra. Los tipos actuales de pantalla son capacitiva o resistiva, aunque la segunda está empezando a desaparecer. Una pantalla capacitiva ofrece mayor calidad de imagen y la posibilidad del “multitouch”, aunque es más cara; mientras que las pantallas resistivas, tiene un sistema de varias capas que detectan las posiciones, esto les resta brillo y hace que sean más pesadas, aunque también es cierto que tienen una mejor resistencia al polvo y al agua..
  • El Teclado. Algunos de los nuevos dispositivos tienen incorporado un teclado, comprar una tablet con o sin teclado dependerá, una vez más, de uso al que la vayamos a destinar, el teclado añade peso, es cierto, pero si vamos a usar la tableta para actividades que tengan que ver con la escritura, agradeceremos ese extra, ya que por un lado es más práctico de usar que un teclado táctil, y además, al ser un elemento externo, nos deja toda la pantalla libre.
  • Conectividad. Por supuesto, debemos asegurarnos de que tengan conexión Wi-Fi, Bluetooth y que además se puedan conectar por cable a otros dispositivos electrónicos, pero es algo con lo que cuentan casi todas las tabletas que hay ahora en el mercado.
Las tables son dispositivos muy útiles para trabajar desde cualquier sitio, y pueden ser unas grandes aliadas en nuestro trabajo, por ello es importante dedicar un poco de tiempo a elegir la que más nos conviene.

 

 

Etiquetas: , , , ,

2 comentarios a “Elegir una tablet”

  1. Esen
    octubre 6, 2012 at 8:19 pm #

    Eso de que las patallas resistivas reciben este nombre debido a que son “resistentes”, me ha hecho reir un rato.

    Se llaman resistivas por su sistema eléctrico interno de deteción de la presión del dedo o del stylus sobre la pantalla.

    Por favor infórmense bien.

    saludos
    esg

    • Maria
      octubre 6, 2012 at 10:10 pm #

      Gracias por el comentario. He modificado la información. Saludos

Deja un comentario